El AutoPilot Field Rover de Wirtgen que revoluciona la construcción de carreteras

Wirtgen GmbH, fabricante líder de máquinas para la construcción de carreteras, destaca por sus tecnologías progresistas y sus innovaciones. Con el AutoPilot Field Rover de Wirtgen, la empresa lanza ahora al mercado una innovación técnica que, por primera vez, permite el extendido de hormigón sin alambre conductor y de forma completamente automática. Con este sistema las empresas de obras viales podrán cumplir sus pedidos de forma mucho más sencilla, rápida y, sobre todo, económica.

El AutoPilot Field Rover anuncia una nueva era. El sistema de navegación, asistido por satélite, controla la dirección y la inclinación transversal de la extendedora de encofrado deslizante de manera completamente automática, sin necesidad de crear un modelo digital del terreno.

El AutoPilot Field Rover anuncia una nueva era. El sistema de navegación, asistido por satélite, controla la dirección y la inclinación transversal de la extendedora de encofrado deslizante de manera completamente automática, sin necesidad de crear un modelo digital del terreno.

Hoy en día, en la producción de perfiles monolíticos, como vallas protectoras de hormigón y bordillos, no solo se elabora un perfil digital del terreno, sino también se introducen en el suelo los llamados alambres conductores a lo largo del perfil que se ha de producir. Estos sirven de orientación a la máquina a la hora de realizar el extendido y constituyen un método que exige mucho tiempo.

Extendido completamente automático gracias al AutoPilot

Con el AutoPilot de Wirtgen el extendido se efectúa de forma mucho más rápida. El sistema de control tridimensional consta de un ordenador integrado en la máquina y un panel de mando intuitivo. Dos receptores de GPS, montados en la máquina, se comunican con una estación de referencia de GPS instalada en el lugar de obras. No se requiere ningún perfil digital del terreno, dado que el levantamiento topográfico y la programación del perfil se realizan in situ.

El AutoPilot Field Rover ha sido galardonado con el premio de innovación de la bauma en la categoría de «Componente», dado que el jurado considera que es un sistema progresista.

El AutoPilot Field Rover ha sido galardonado con el premio de innovación de la bauma en la categoría de «Componente», dado que el jurado considera que es un sistema progresista.

Los sistemas 3D inalámbricos, usuales en el mercado, necesitan ser operados por personal con conocimientos de topografía, mientras que el AutoPilot Field Rover lo maneja con toda facilidad el operador de la máquina sin necesidad de una formación especial.

Autopilot Field Rover: el alambre conductor pertenece al pasado

¿Pero qué sucede si se ha colocado mal una boca de incendio o si un sumidero se encuentra a 10 cm de la posición indicada en el plano? Antes, el usuario adaptaba el probado alambre conductor a las condiciones del lugar de obras. Esto también se logra fácilmente con el Field Rover. El Field Rover consta de un receptor de GNSS y de un colector de datos que lleva instalado el software desarrollado por Wirtgen. Con una plomada se recorre el trayecto a producir y se van definiendo los distintos puntos de medición, tal y como se acostumbra en los levantamientos topográficos. Y lo mejor del Field Rover es que el software calcula el curso óptimo sobre la base de los puntos medidos, como si fuera un alambre conductor virtual, por así decirlo. Los datos se encuentran en un lápiz de memoria USB que se conecta a la máquina con toda facilidad. El operario no tiene que introducir ningún dato de forma manual. La extendedora de encofrado deslizante de Wirtgen se desplazará posteriormente de forma automática al punto de partida determinado durante la medición y de allí a lo largo de la línea del trayecto definido.

Si se desea colocar el perfil de hormigón en un borde existente de la carretera, el usuario podrá calcular en pocos minutos en la máquina el mejor alambre conductor virtual. De esta forma, por primera vez es posible sustituir en la práctica el alambre conductor habitual.

Las empresas constructoras de carreteras se benefician de muchas maneras. Así, por ejemplo, comparado con el método convencional, el Field Rover reduce considerablemente los gastos de extendido. Dado que se basa en las mediciones reales en el lugar de obras y no en los planos, la precisión y la calidad del extendido son mucho mejores. Además de ello, la extendedora de encofrado deslizante puede desplazarse automáticamente alrededor de los obstáculos. De ello resulta, además de una mayor seguridad en las obras, una reducción adicional de los gastos, puesto que se suprimen los daños de la máquina que se producen con frecuencia al pasar por encima de los obstáculos.

Con el AutoPilot Field Rover, Wirtgen ofrece 3D para todo mundo. El precio de adquisición del sistema es considerablemente más económico que los sistemas 3D existentes, ya que el sistema de Wirtgen está perfectamente integrado en la máquina y adaptado a la aplicación. Además es muy fácil de manejar esta inteligente herramienta, por lo que no es necesario consultar a ningún topógrafo.

EN FR ES PT